Internacionales pero cercanos, para tu éxito global.

Asesoría Financiera

Servicios legales en Mallorca

Para muchas gestiones y decisiones importantes es muy habitual acudir a un asesor profesional. Así, utilizamos los servicios de un Abogado para que nos solvente nuestras dudas legales o acudimos a un Asesor Fiscal para que nos cumplimente nuestras obligaciones fiscales.

Planificamos las vacaciones con meses de antelación, dedicamos un montón de horas a elegir un nuevo móvil, adquirir un coche, pero a planificar financieramente nuestras vidas no dedicamos ni un segundo.

La planificación financiera es el conjunto de decisiones realizadas a lo largo de la vida de un individuo o de una familia con el objetivo de dar respuesta a sus necesidades financieras, tanto actuales como futuras.

Las necesidades financieras que posee todo individuo y a las que se debe dar respuesta son las siguientes: necesidades de consumo, de inversión, de previsión y de protección.

Atendiendo a la edad de una persona, el inversor estará en una distinta fase de inversión: acumulación, consolidación o protección. Además,  y en función del perfil de riesgo del cliente y su horizonte temporal, requerirá que ésta sea afrontada con distintas clases de productos financieros. 

Hasta hace muy poco, para recibir asesoramiento financiero “profesional” teníamos que acudir a nuestra oficina bancaria de referencia y preguntar directamente: “¿Dónde puedo invertir mis ahorros?”,   ¿Cómo puedo afrontar la jubilación?, ¿Cómo debo preparar la sucesión?  … etc. La crisis bancaria reciente nos ha enseñado que muchas veces no están alineadas las necesidades del cliente con las de la Entidad Financiera. Así, el asesoramiento recibido, se ha basado más en lo que el Banco precisaba que en las circunstancias personales del cliente,  lo hemos podido comprobar con la experiencia de las preferentes, la información sobre las clausulas suelo o el nivel de endeudamiento.

¿Por qué tener un Asesor Financiero Personal Independiente?

El Asesor Financiero es una persona formada, que te va acompañar a lo largo de su vida con tus finanzas para asesorar y recomendar, en función de tus necesidades. No  te va a “colocar” el producto más adecuado para la Entidad Financiera.

La situación actual no es nada fácil: los bajos tipos de interés en los depósitos, la deuda pública en negativo,  el Ibex con rentabilidad negativa, los fondos y planes de pensiones de renta fija en negativo…  Todo ello provoca que el ahorrador no sepa qué productos o qué estrategias de inversión son las más adecuadas para conseguir sus objetivos.

El Asesor Financiero es el profesional que ayuda a descubrir las necesidades financieras, analizando circunstancias pasadas, presentes y futuras de su cliente, teniendo en cuenta la edad, su patrimonio disponible, su tipo impositivo, su situación profesional y familiar, y del resto de inversiones que pueda disponer.

Una vez analizado su perfil de riesgo y sus necesidades, el asesor llevará a cabo sus recomendaciones de inversión, asesorándole según sus circunstancias y necesidades vayan cambiando y adaptándolas al momento actual.

Para tener un asesor financiero, no es imprescindible tener grandes patrimonios, únicamente es necesario que estés interesado en distribuir bien tu capacidad de ahorro y patrimonio, siempre en función de tu situación, objetivos y necesidades.

 

El asesor financiero personal es aquella persona capacitada para gestionar las finanzas de sus clientes, empresas o particulares, de modo que sea capaz de explicar de manera clara y sencilla cuales son las mejores opciones en estas cuestiones:
 

Inversiones de dinero: Un asesor financiero analizará el perfil de su cliente; y de este modo toma en cuenta factores como el riesgo, el horizonte de inversión y por supuesto la rentabilidad de la inversión, el tipo de inversión, etc.

Solicitud de créditos: Un buen asesor financiero es capaz de buscarle a su cliente que las mejores opciones de crédito, como por ejemplo aconsejarle qué crédito tiene una mejor tasa de interés.

Protección del Patrimonio: El asesor no sólo ayudará al cliente a mejorar las finanzas de los clientes mediante la selección y elección de los mejores productos adecuados a cada cliente, sino que un objetivo principal debe ser preservar el patrimonio del cliente y de su familia.

 

La figura de Asesor Financiero está ya plenamente instaurada en los países anglosajones y después de lo ocurrido en España tras la crisis financiera, es del todo recomendable dejarse asesorar por un profesional independiente que persigue satisfacer las preferencias del cliente, de acuerdo  a su perfil de riesgo y horizonte temporal,  con la selección de aquellos productos financieros que se adapten mejor a sus necesidades.

 

Por lo general las personas que necesitan un Asesoría financiera personal son las siguientes:

 

Personas que tengan un patrimonio grande y necesiten protegerlo.

Quienes deseen establecer planes o estrategias de ahorro e inversión.

Las personas que deseen establecer prioridades en las inversiones que se planifican.

Personas que quieran optimizar las rentabilidades de sus inversiones.

Quienes quieran planificar de la mejor forma su retiro o plan de pensiones.

Personas que deseen constituir una hipoteca para la compra de una vivienda.

Personas que quieran trazarse diversas metas financieras de forma acorde con la realidad económica.

 

Abogados recomendados para este servicio

Alberto
de Blas Guasp

Colaborador

Todo el equipo

Formulario de contacto

security image

He leído y acepto la Política de Privacidad de datos personales

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más informaciónX Cerrar

E-mail